Jelinek revolucionó los tribunales de La Plata pero no declaró

Con una capelina negra, el pelo recogido hacia un costado, lentes de sol y una camisa a lunares, se presentó esta mañana la modelo Karina Jelinek, quien revolucionó los tribunales de La Plata aunque no declaró en la causa en la que Leonardo Fariña está preso.

“Traje documentación que prueba el vínculo”, declaró Jelinek a los periodistas, en una visita de apenas 25 minutos, y agregó que el juez federal Manuel Blanco fijo “una nueva fecha” para que vuelva a presentarse para “declarar como testigo”.

También la joven admitió que tenía conocimiento de que Fariña había comprado y vendido un campo en la provincia de Mendoza, aunque rehusó hablar más de su marido porque, dijo, “me hace mal y, además, no puedo”.

Fariña está procesado con prisión preventiva por los delitos de “evasión fiscal agravada e insolvencia fiscal fraudulenta” en el marco de la compra de un campo mendocino y permanece arrestado en la cárcel de Ezeiza.

La causa se inició por una denuncia de la AFIP -que actúa como querellante- contra Fariña por la evasión de más de 28 millones de pesos por IVA, impuesto a las ganancias y bienes personales correspondientes a los años 2010 y 2011 en la compra de un campo en Mendoza que realizó en diciembre de 2010.

Fariña fue detenido el 25 de marzo pasado en un hotel del barrio porteño de Palermo y desde entonces sigue arrestado.

Además, en la causa el magistrado citó al empresario Roberto Jaime Erusalimsky, presidente y accionista de “Welmare Trading SA”, quien figura como la persona que luego le compró los campos a Fariña.

La Justicia quiere saber si la compra que hizo Erusalimsky fue real o simulada. En “Welmare Trading SA” Fariña figuraría como director no accionista.

El mediático, ex esposo de la modelo, también está acusado de presunto lavado de dinero en una causa que investiga el juez federal Sebastián Casanello y en la que también está involucrado el empresario kirchnerista Lázaro Báez.

Fariña dijo en una cámara oculta en el programa “Periodismo para Todos”, de Canal 13, que sacaba del país bolsos con dinero “negro” de Báez y que mediante la consultora S.G.I., de Federico Elaskar, crearon sociedades “fantasmas” en el exterior para depositar esos fondos.

Ante la Justicia Fariña sostuvo que mintió en el programa, aunque reconoció que trabajó para la empresa de Báez, “Austral Construcciones” y que intermedió en la compra de campos en Tupungato, Mendoza, para el empresario, pero negó que haya hecho esa tarea en Uruguay o en otros lugares.

Casanello investiga a Báez por lavado de dinero y tiene que resolver si procesa a Fariña y Elaskar.

En las últimas semanas se conoció una escucha en la que Fariña habría hablado en octubre del año pasado con una persona que estaba en Suiza y que identificó como MD, a la que le habría ofrecido lavar 90 millones de dólares.

“Allá donde estás vos, en esa zona, tengo un amigo que tiene 90 físicos. Tiene que transferirlo al lugar donde se hace el café viste, ahí a Centroamérica”, le dijo Fariña a su interlocutor, según la grabación.

Fariña, se reveló, hablaba desde uno de los celulares de Juan Ignacio Suris, novio de la vedette Mónica Farro, quien está detenido por narcotráfico por orden de la Justicia federal de Bahía Blanca.

Fuente: Clarín.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *