Violenta protesta en Flores

Durante los primeros minutos de este martes, los vecinos de Flores fueron desalojados del interior de la comisaría 38, donde ayer se produjeron serios incidentes por segundo día consecutivo durante las protestas en reclamo de justicia por la muerte de Brian Aguinaco, un chico de 14 años que fue baleado el sábado por motochorros.

Aparentemente, los familiares dialogarán durante la mañana con funcionarios del área de Seguridad del gobierno porteño. Si no hay respuestas que los conformen, los vecinos convocaron a los vecinos para realizar una nueva protesta -a las 19- en la comisaría.

Cerca de las 20 de este martes, cientos de vecinos comenzaron a reunirse en la puerta del edificio policial, ubicada en la calle Bonorino al 200, para reclamar a viva voz la presencia de funcionarios nacionales y de la Ciudad en el lugar.

Algunos de ellos ingresaron por la fuerza y provocaron destrozos menores, incluso en el despacho del comisario. Pese a la presencia de personal policial con cascos y escudos, los manifestantes tomaron las instalaciones de la comisaría.

El ministro de Seguridad porteño, Martín Ocampo, dijo que no iría al lugar porque “el contexto no es el adecuado para entablar un diálogo” con los manifestantes, pero prometió que funcionarios los recibirían “a las 8 de la mañana”. A las 19, los vecinos volverán a marchar a la seccional policial.

Fuente: Infobae